miércoles, 16 de julio de 2014

El secreto mayor guardado

Si buscásemos en el diccionario la palabra Metafísica, veríamos nos la define como “más allá de la materia, de lo físico”.
¿Pero existe algo más allá de la materia? ¡Sí, nosotros!
No os cuestionéis esta respuesta, porque no puede ser aceptada por nuestro raciocinio. Para entenderla debemos de tener presente que más allá de lo físico se encuentra lo etéreo, y esta sutileza nos lleva a hablar de la energía. Por lo tanto, hablar de metafísica es hablar de la energía y su funcionamiento.
Más allá se encuentra la Fuente de nuestra esencia.
Más allá reside la raíz y la intencionalidad de nuestra presencia en esta dimensión.
¿Hay mayor misterio que desvelar nuestra esencia y nuestro potencial acurrucado en nuestro ADN dispuesto a ser activado para ser manifestado en nuestro día a día?
Para poder llegar a entender el universo, debemos de empezar a entendernos nosotros mismos. Según una de las leyes espirituales, donde lo que es arriba, es abajo, nos abrirá la sabiduría de entender la bóveda que nos cubre del firmamento. Somos un universo. Somos parte del firmamento. A imagen y semejanza. Lo que es arriba, es abajo. Tenemos más cercano lo de abajo, pues empecemos por nosotros mismos para abrir las puertas del descubrimiento del Universo en el cual habitamos.
Una segunda ley nos dice que lo que es adentro, es afuera.
La Metafísica no es teoría, artículos, normas, sino una puerta abierta a nuestro autoconocimiento. Conocernos, entendernos, recordar quienes somos, nos llevará a la comprensión mayor de la existencia.
Cuando comprendemos lo invisible, lo visible se adapta a nosotros. Cuando ignoramos el contenido, la forma nos lleva a distorsionar la realidad. Al experimentar y adentrarnos a nuestro interior, lo importante continua siendo invisible, pero nuestros actos y resultados nos apoyan y florecen sintiendo el empoderamiento de nuestro ser. Lo que es importante en nuestra vida, no se postra ante los ojos físicos. Necesitamos ir más allá de la materia para entender nuestra presencia y conocer aquel quien en verdad somos.
Metafísica, en el fondo, no es algo para alguien iluminado. Metafísica es un término que nace del predominio de la ciencia racional. Al no poder dar una explicación desde el raciocinio, se etiquetó nuestro mundo interior y exterior, como algo que se escapaba a los patrones de la física, de ahí la Metafísica. En el fondo, no existe la metafísica, sino el proceso de recordar, de seguir el flujo del autoconocimiento para despojarnos de las limitaciones de nuestro ser y poder expresarnos desde la plena libertad de nuestra esencia.
Si nos adentráramos en el término o contenido de lo que se conoce como Metafísica, llegaríamos a la conclusión, que en el fondo, este término y todo lo que en él se incluye está basado y sostenido por el AMOR. Este es el verdadero sentido e intencionalidad de nuestra presencia en este planeta. AMOR.
Por consiguiente, el camino de la Metafísica, es el camino de introspección en uno mismo para llegar a sentir la esencia de nuestro ser y el entendimiento del camino de nuestra alma ahora y aquí. Llegar a “estudiar” metafísica, es adentrarse en uno mismo para conocer la esencia del Universo. Al abrir las puertas de nuestro interior, abrimos las puertas del universo en el cual nos encontramos, y como consecuencia, podemos llegar a conocer a los seres, a las diferentes energías que en él habitan, incluyendo la nuestra y el papel que todas ellas tienen al estar interrelacionadas.
¡Ah, Metafísica, Metafísica!
Dentro de nuestro día a día, podemos no entender o dar nuestro juicio a todo lo que está sucediendo, pero no somos conscientes que esto que vemos, por ejemplo en los medios audiovisuales, nuestro entorno o redes sociales, está sucediendo debido a nosotros. Sí, cada uno de los habitantes de este planeta está irradiando una energía, y es esta energía, junto con la de cada miembro de la humanidad que hace que los cambios o sucesos de hoy en día, sean posibles. Entender y saber aplicar la energía que somos, dará paso a aquello que todos anhelamos desde nuestro corazón: la paz y el amor en una tierra donde todos los seres convivan en armonía y respeto.
No hay mayor secreto guardado que aquel que se encuentra en nuestro interior. ¿Quieres conocer el universo? ¡Conócete a ti mismo! ¿Quieres tener el empoderamiento de tu Voluntad manifestada? ¡Conócete a ti mismo! ¿Quieres conectar con la sabiduría universal y saber en todo momento lo más adecuado para ti? ¡Ves a tu interior y escucha la Voz de tu Corazón! No hay respuesta externa a tus preguntas. No hay solución o entendimiento para tu vida actual que no se encuentre dentro de ti.
No se necesita estudiar algo externo para saber de ti. Lo importante de cada uno se encuentra en cada célula de tu interior. Adéntrate en ti y deja que las puertas del Cielo se abran para mostrarte aquel quien eres.
Lo oculto no existe. Lo misterioso solo es ignorancia, porque cuando te abres a tu verdadera esencia, todo tiene sentido, porque tu corazón te va guiando y aquellos que se presentan ante ti te ayudan en tu camino. Desde la consciencia despierta, lo oculto, misterioso o enigmático no existe. Todo es normal, así como los milagros. Este es nuestro potencial, amada alma en busca de sabiduría.
El mayor secreto guardado eres tú. ¡Búscate! ¡Encuéntrate y empieza a recordar aquel quien eres más allá de la materia!
¡Tú eres el camino de la Metafísica!
¡Tú eres el camino hacia la plena libertad y felicidad!
Conocerte no solo va a beneficiar tu vida, sino a todos aquellos que te rodeen, y a la vez, a todo el planeta y la humanidad.
Cuanto más consciente seas de ti mismo, más vas a entender el camino que sigues y, no solo hacia dónde dirigirte, sino el cómo hacerlo. ¡Fluye! ¡Déjate llevar por la mano del Amor en ti! Tu divinidad está esperando que la aceptes para que ella pueda manifestarse a través de ti, siendo tú, UNO con ella. Entonces,….todo es posible.
Lo que es importante no es visible a los ojos físicos.
El mayor tesoro en ti, eres tú mismo, la conexión con tu propia esencia y permitir que ella pueda manifestarse majestuosamente.
Hay muchos caminos, pero una sola dirección, y ésta, se encuentra en tu interior.
El tesoro eres tú. Cuando lo encuentres, te encontraras. Entonces, nada más necesitarás, porque siendo tú, todo te va a venir sin esfuerzos y las puertas de tu realización se van a abrir de par en par.
No esperéis grandes teorías metafísicas, porque todo es muy sencillo, y el Amor nos lo ha puesto en un lugar seguro: dentro de ti, de cada uno.  
Para conocer el más allá de la materia solo se necesita una sola cosa: tu intencionalidad incondicional a encontrarte. Deja que el camino te manifieste el sendero de la mayor aventura jamás imaginada. La sabiduría te espera.
Eres Amor, y es este Amor el que te llevará a ti.
 
Desde mi corazón, que el Amor y la Paz sean en cada uno de vosotros.
 
 
 
 
 
 
 
 




 

 

 

 

 

 

miércoles, 9 de julio de 2014

La puerta se ha abierto

La puerta está abierta. Quizás por unos 200 años, no más. Algunos ya la han cruzado. Se han dado cuenta que la puerta estaba entreabierta. Se acercaron, y se dieron cuenta que hasta hace poco, se encontraba cerrada. Ahora se encuentra abierta. Aunque el umbral parece de medidas normales, todos cabemos a través de ella. Cruzarla es el paso tan esperado para nuestra alma y la plena realización del Plan Divino Superior.
La responsabilidad es de cada uno. Lo anhelado y buscado durante tantos años, y para muchos, alguna que otra vida, ahora la puerta se ha abierto para que la cruces. No estará abierta por mucho tiempo, según nuestra temporalidad. Algunos aprovecharán estos momentos de consciencia para dar el paso y cruzar al otro lado. Otros esperarán más adelante, y quizás alguno esté dispuesto a cruzarla pero no en esta vida. Tendrá tiempo. La puerta del nuevo mundo se ha abierto. Pertenecer a la nueva humanidad será todo un placer poder representar la divinidad en la materia ascendida y convivir en armonía con nuestros hermanos los animales (no tomarlo como palabra de desprecio o de infravaloración, sino como expresión a la sensibilidad de la presencia de la pureza y energía de alta vibración). Lo “salvaje” quedará sin sentido, porque ellos no son tales como el ser humano les ha etiquetado. Ellos actúan y viven según las energías que les rodean. Serán, como hasta ahora ha sido, nuestros acompañantes y vecinos de esta gran comunidad del planeta Tierra, Amma, Pachamama, Gaia o Tera, según como la nombréis. Seremos UNO en este espacio del universo.
Ha llegado la hora.
Tienes la puerta ante ti. No estará siempre abierta. Nos darán un tiempo para que podamos cruzarla. Algunos han dicho que sí, pero no ahora. Sus almas se dan cuenta que todavía no es el momento.
A todos los dispuestos y que os habéis responsabilizado de vuestra vida, a todos vosotros, ¡Bienvenidos!
A todos los que habéis abierto vuestro corazón y habéis seguido su voz, ahora os encontráis ante el paso más importante de vuestra vida. Justo delante de vosotros la puerta se os abierto para que la crucéis. ¡Adelante! Nos veremos al otro lado. Nos reconoceremos, y nos uniremos para elevar la intencionalidad divina y honrar su presencia en cada uno de nosotros. La nueva Jerusalén será alzada y construida por vuestra disposición y presencia en el nuevo mundo.
En un principio fueron 144.000 los instruidos para crear el camino que nos llevaría a estos momentos. Ahora somos muchísimos más, y no sabéis la ilusión y la emoción que siento cuando siento el proceso de la humanidad y el planeta en mi interior. ¡Hay tanta alegría a lo largo del firmamento y el Hogar! ¡Hay tanta alegría en mi interior! Todo y así, veo el camino a realizar, y os puedo decir, que lo que estamos viviendo no será nada en relación a lo que viviremos tiempos venideros. Siento el gozo divino en mi corazón. 
No tengáis miedo de cruzar la puerta hacia vuestra divinidad manifestada. El camino trazado ha sido el adecuado para ti en tu vida actual. Momentos que viviste quizás, si dependiera de ti, los hubieras suprimido, pero ellos te ayudaron a llegar hasta este presente majestuoso y liberador. Tú decidiste experimentar en la materia y pactaste lo vivido. ¿No te lo esperabas, eh? Bueno, las sorpresas de la vida. Así funciona. Nada de expectativas, nada de esperar, sólo aceptar y aprender de cada bendición recibida. Así llegaste hasta aquí. No temas. No estás sola, amada alma. Cruza y te darás cuenta de quienes te esperamos al otro lado. Lo has deseado con todas tus fuerzas a lo largo del tiempo, y en el silencio de tu interior, ves que ahora, que tus deseos se están haciendo realidad. Sí, tú has creado esta puerta abierta. Sin ti, no existiría, y si te has dado cuenta de ella, ¡bienvenida a la nueva humanidad! Unicidad. Armonía. Corazón abierto y sintiendo aquel quien eres. Las dudas se alejan. Los miedos ya pertenecen a un pasado lejano. La incertidumbre no hay cabida a partir de ahora en ti, porque tu corazón te habla claro y alto. Sabes qué hacer en todo momento. Ya no haces tú, sino tu divinidad en ti. Tu vida ha dejado de pertenecerte porque en el nuevo andar, lo racional no tiene cabida, solo lo intuitivo y el amor. Solo Amor en ti y manifestado a través de tus palabras. Empezarás a darte cuenta de aquel quien eres a niveles que no habías experimentado hasta ahora. El Sentir será parte de tu vida a partir del momento que cruces la puerta, aunque ahora, puede ser que ya empieces a relajar tu esencia y percibir la vida que te rodea desde el corazón.
¡Adelante, amadas almas! ¡Bienvenidas sois en este proyecto realizado por todos y abrazados por la Divinidad Superior a la cual todos pertenecemos!
Se ha abierto la puerta para que la humanidad acabe de reafirmarse y concretarse. Para algunos será una división entre los que quieran continuar viviendo con esta nueva energía y los que no.
Llegará el día que la puerta se cerrará, y entonces, los que hasta entonces han ido titubeando y no acabándose de decidir, serán enviados a otro planeta de un nuevo universo para evolucionar a su ritmo, hasta que se den cuenta que los miedos no tienen cabida en el andar de tu esencia crística. Tomar consciencia de quiénes somos y estar dispuestos a aceptar esta consciencia y lo que ella nos aporte será pilar para nuestro camino de ascensión.
¡No temáis! Lo nuevo puede desconcertar, ¡Eso es! ¡Y cuanto más mejor! Dejaros llevar porque nada debéis de temer. Estáis siendo protegidos como nunca lo habéis estado. El Hogar está con vosotros.
¡Adelante, démonos las manos y crucemos juntos hacia la Luz y la Realización de nuestra alma!
Sois merecedores de los frutos que se avecinan debido a las plantaciones que habéis hecho hasta ahora con vuestro trabajo personal. Algunos, este año 2014 ya habéis empezado a cosechar las nuevas oportunidades. ¡Os lo merecéis! ¡Todos nos lo merecemos!, y por esto, la puerta está abierta durante un tiempo para que la podamos cruzar.
Lo que sentís, en el fondo, es el impulso hacia aquel quienes sois. Una gran limpieza se está haciendo en vosotros. A mediados del siglo que vivimos, hacia el 2040, empezaremos a ver cambios importantes en nuestro amado planeta, a nivel de funcionamiento y de consciencias despiertas. Habrá muchos cambios para la nueva vida. ¡Tú eres parte importante de ella! El cambio será en ti, y de ti, se irradiará a tu entorno, y de tu entorno al planeta.
Gracias por abrir tu corazón y sentir el AMOR y el sosiego en ti.
Gracias por dejar que la divinidad en ti te guíe.
Gracias por dejar un lugar en tu vida a los hermanos del Hogar, para que juntos podáis realizar la Voluntad Divina, por la cual ahora os encontráis encarnados.
A todos, gracias.
¡Ven, dame la mano! Crucemos juntos, hermana alma.
 
Que el Amor, la Paz y un Corazón abierto sean en ti.
 

viernes, 4 de julio de 2014

MEDITARIA durant aquest mes de juliol

Vull comunicar-vos que les sessions de MEDITARIA a Cardedeu durant aquest mes de juliol es realitzaran els dis 24 i 31.
Inicialment estaven previstes durant tots els dijous, però degut al bon temps i que alguns ja teniu un altre ritme de vida o heu començat les vacances, al llarg d'aquest mes de juliol només realitzarem les trobades de MEDITARIA en els dies que durin les Jornades de LLUM, CONSCIÈNCIA I DESPERTAR, és a dir, els dijous 24 i 31.
Pels que us trobeu disposats i assistiu, allà ens veurem. Seran els darrers dies d'aquesta temporada.
Fins llavors, una abraçada i que l'Amor i la Pau siguin en tots vosaltres.